Cáncer de mama: la importancia de la prevención y la detección temprana

Cada 19 de octubre se celebra el Día Mundial de la Lucha Contra el Cáncer de Mamá. En este año, marcado por la pandemia del COVID-19, médicos de la actividad pública y privada socios del Colegio Médico, remarcan la importancia de la detección temprana.

 

En la actualidad, el cáncer de mama constituye la segunda causa de muerte por tumores en las mujeres. Por lo tanto, la detección temprana se vuelve fundamental a la hora de combatir la enfermedad. Con una mamografía, la paciente y el médico pueden detectar cuando la lesión aún es pequeña. A raíz de esto, los organismos públicos e instituciones médicas de la provincia llevan a cabo en el mes de octubre diversas campañas para concientizar a la población.

El Dr. Raúl Shwan está a cargo de la Sociedad de Mastología de la provincia. Esta sociedad, de la cual es fundador, lleva ya 35 años y se propone aunar todos los conocimientos que se tienen sobre las glándulas mamarias que, anteriormente, estaban dispersos en distintas materias. “Se ha aunado todo en una sola teniendo en cuenta que es una enfermedad multidisciplinaria que necesita de la presencia no solo del mastólogo que revisa a la mujer sino de otras situaciones como el tratamiento complejo, el trabajo con drogas cancerosas que generalmente las hace el oncólogo clínico, la radioterapia y otros especialistas”.

 

Dr. Raúl Shwan, presidente de la Sociedad de Mastología de Tucumán

 

El Dr. Shwan asegura que desde la sociedad se busca que la mastología sea considerada una especialidad en la provincia y remarcó que el diagnóstico precoz no solo ayuda a la mujer sino que permite destinar menos recursos al sector público.
A raíz del contexto de pandemia actual, el profesional señala que los tratamientos se han visto afectados debido a que la paciente que tiene cáncer de mama se considera inmunodeprimida. “Las operaciones que no son urgentes se han suspendido debido a que el estado de agresión del COVID-19 es superior al avance que pueda tener el cáncer de mama, de tal manera que un quirófano puede ser fuente de contagio”.

Por otra parte, la referente del Programa Provincial de Prevención y Control de Cáncer de Mama, doctora Estela Esquivel recalca cómo se actúa desde el sector público en el contexto actual. “Seguimos trabajando con las acciones de prevención gracias al plan de contingencia implementado por el Ministerio de Salud. Una de las estrategias es la telemedicina en la cual a través del 0-800-444-9999, la paciente solicita una consulta telefónica con algún especialista donde vemos cual es la necesidad real de realizarse la mamografía. La paciente solicita la entrevista y trabajamos en base a recomendaciones del Instituto Nacional Del Cáncer. Ellos han determinado tres prioridades, la alta, mediana y baja. La alta prioridad es la paciente que está con cáncer de mama y sigue recibiendo sus controles semestrales o aquella que durante la pandemia estuvo con algún síntoma. La mediana es la paciente que tiene un nódulo que se controla cada seis meses y la baja es la que tiene prótesis mamarias.

 

Spot de la campaña 2020 del Ministerio de Salud de la Provincia

 

La Dra. Esquivel asegura que las consultas presenciales han disminuido por el contexto de pandemia pero han aumentado las consultas telefónicas a raíz de la telemedicina. “La concientización del cáncer de mama se previene con la mamografía que consiste en un estudio de las mamas donde se pueden detectar lesiones muy pequeñas en la etapa no palpable donde la paciente se puede curar y obtener mejores tratamientos con mejores resultados. Es importante fomentar la mamografía una vez al año en las pacientes que son parte del grupo de riesgo entre los 40 y 70 años. Detectando todas estas lesiones en forma precoz tiene una curación superior al 98% y salvan vidas”.

Llevar un estilo saludable disminuye las posibilidades de riesgo pero el control es la forma más efectiva de combatir esta patología que también afecta en un 1% a los hombres. La mamografía es un estudio no invasivo que no provoca dolor y utiliza bajas dosis de radiación.

 

Fuente: de nuestra redacción